Invisalign para adultos

El Invisalign es un tipo de tratamiento ortodontista muy popular por constar de alineadores transparentes; de esta forma es posible utilizarlos sin alterar nuestra imagen facial y, a diferencia de otros métodos, sin sufrir de alguna molestia o incomodidad.

Aunque no hay una edad determinada para optar por un tratamiento con Invisalign, este es usado mayormente por adultos y adolescentes. Sin embargo, el tipo de tratamiento a usar solo dependerá del ortodontista y lo que crea necesario para mejorar nuestra sonrisa.

invisalign adultos

¿Es una buena opción?

El Invisalign, así como cualquier tipo de ortodoncia a edad adulta es una buena opción si así lo recomienda el ortodontista. Son muchos los adultos que sufren de diversas patologías en los dientes, pero deciden aplazar el momento de encargarse de ellas.

Tener una dentadura con distintos desperfectos puede generar en cada persona incomodidad o baja autoestima, por lo que podemos señalar que, a partir de esto, la ortodoncia sí es una buena opción.

Entre las razones por las que muchos adultos deciden aplazar el momento de la ortodoncia podemos destacar el miedo al dolor. Muchas personas se han encargado de sembrar el rumor de la ortodoncia es igual a un dolor insoportable en la boca.

Entre otras razones también podemos destacar el no contar con el dinero suficiente para costear un tratamiento completo, o bien, algún trauma infantil o prejuicio acerca de llevar material de hierro en los dientes.

Para todas estas razones actualmente se cuentan con distintas opciones de ortodoncia, no solamente con el Invisalign. De hecho, muchas clínicas dentales brindan ayuda económica y distintas facilidades de pago.

 

Tipos de ortodoncia para adultos

A pesar de ser la más famosa, no es el único método con el que se cuenta para mejorar la sonrisa. A pesar de que esto depende de la recomendación del ortodontista, a continuación te presentamos los tipos que existen:

Comenzamos mencionando el Invisalign ya que consta de alineadores personalizados de acuerdo el caso del paciente. Estos trabajan de forma rápida y son una excelente opción por sus múltiples ventajas.

El tratamiento de Invisalign es el más utilizado por adultos ya que trabaja de forma rápida, eficaz y cómoda. Sin embargo, antes de optar por este tratamiento, es indispensable que un ortodontista lo apruebe.

Entre los otros métodos de ortodoncia para adultos podemos mencionar la Ortodoncia Lingual y los Brackets de Zafiro. En el primero se trata de brackets ultra finos y personalizados que se colocan en la cara interna de los dientes para que no se noten.

Este tratamiento es uno de los más estéticos para adultos que podemos encontrar (junto con el Invisalign), y con él se pueden tratar diversos problemas; aunque es el más incómodo de todos ya que modifica la forma de hablar.

En el caso de los Brackets de Zafiro, podemos decir que este tratamiento es muy igual a los brackets tradicionales, pero con la diferencia de que estos son del color de los dientes para que no se noten.

Se dice que este tipo de ortodoncia es la más barata y la más rápida de todas, pero eso sí, son las que requieren mucha más atención con la limpieza ya que no pueden retirarse para comer.

Finalmente, en la ortodoncia para adultos también contamos con los Brackets Metálicos; son aquellos de toda la vida, pero que no suelen ser muy utilizados en los adultos.

 

¿Hasta qué edad se puede utilizar ortodoncia en adultos?

Actualmente no existe una edad limitante para poder utilizar ortodoncia en edad adulta. Sin embargo, hay muchas personas que recomiendan no esperar una edad tan adulta para optar por ortodoncia ya que surgen otros problemas dentales.

De hecho, actualmente podemos contar con personas entre los 40 y los 70 años de edad recibiendo tratamiento de ortodoncia. En la edad adulta es muy probable que se sufra de dientes amontonados o de una mordida desviada, por lo que Invisalign es buena opción.

Entre dichos problemas dentales podemos toparnos con la pérdida de algunos dientes o problemas de carácter periodontal, así como también sufrir de problemas en la articulación temporomandibular, muy propios de la edad adulta.

Debido a estos problemas, hay que destacar que la ortodoncia en los adultos puede durar más tiempo que lo que dura un tratamiento en adolescentes. Sin embargo, no solo se mejora la sonrisa sino que también contribuye a mejorar la funcionalidad oral.

 

¿Qué problemas arregla el Invisalign en adultos?

Así como en el resto de los tratamientos, el Invisalign para adultos se encarga de mejorar el apiñamiento de los dientes, la sobremordida, las separaciones dentales y la mordida cruzada (sin importar si es anterior o posterior).

Como mencionamos, el tratamiento con Invisalign variará de acuerdo a lo que se necesite mejorar en cada paciente (los alineadores son personalizados) y de acuerdo lo que considere el ortodontista, pero todo esto se logra mediante el uso de distintos alineadores.

La forma en la que se llevará a cabo el tratamiento variará de acuerdo a la gravedad del problema en los dientes. Antes de optar por un tratamiento Invisalign es ideal hacerse exámenes y de una representación computarizada de nuestros dientes.

 

Ventajas del Invisalign para adultos

Así como en cualquier tratamiento con Invisalign, los adultos gozarán de distintas ventajas al optar por este tratamiento. Entre esas ventajas podemos destacar la comodidad que proporcionan los alineadores.

Con este tratamiento  no debemos preocuparnos por sufrir molestias, incomodidades o llagas en la boca, pues es un tratamiento indoloro. También podemos destacar lo fácil que son los alineadores de limpiar y mantener en buen estado, solo bastará con agua y jabón.

El tratamiento con Invisalign también nos permite visitar menos al doctor y contar con una ortodoncia removible al momento de ingerir cualquier comida; además, es un tipo de ortodoncia invisible, por lo que nadie se dará cuenta de que la llevamos.

Finalmente, podemos destacar que un adulto con tratamiento Invisalign puede prevenir padecer de caries o problemas de encías, los cuales son muy propios y característicos de la edad adulta.

 

 

Referencias